De paseo por Rusia

Todos sabemos que Rusia es un gran país, de hecho allí viven unos ciento cincuenta millones de personas. A mí siempre me ha llamado la atención este país y por eso lo visité hace unos meses, ahora os contaré lo que vi en mi viaje.

Para disfrutar de un viaje de estas características es fundamental saber lo que quieres hacer, yo quería conocer Moscú y San Petersburgo, siempre había querido conocer estas dos ciudades y por fin lo conseguí.

En San Petersburgo puedes deleitarte con los museos y las instalaciones de arte que hay, creo que cuenta con alrededor de cuatrocientos museos por lo que sería eterno visitar todos. La fortaleza de Pedro, compuestas por iglesias y palacios, la entrada a la fortaleza es gratuita lo que tiene coste es la visita a las iglesias y al palacio. A mí no me gustaron mucho pero ya sabéis que para gustos los colores.

Lo que de verdad me gustó fue la Iglesia del Salvador sobre la Sangre Derramada. Una iglesia muy bonita tanto por fuera como por dentro, millones de mosaicos la decora y hacen de su visita una exquisitez. El museo que pude visitar fue el Hermitage y es uno de los más grandes y más alucinantes que he podido ver.

Moscú, que os voy a decir de Moscú, El Kremlin y La Plaza Roja, visita obligada. Solo puedo decir que me parecieron espectaculares, el Kremlin contiene además de al gobierno actual ruso, en su interior hay iglesias maravillosas que hay que ver, la Iglesia de San Basilio la más bonita que he visto nunca. Merece mucho la pena ver estos lugres tan emblemáticos cuando empieza a anochecer y se enciende el alumbrado público, ya que todo se llena de luces y es una estampa muy bonita.

Estando en la plaza roja puedes hacer un recorrido por el Museo de Historia del Estado, la Catedral de Kazán y la tumba de Lenin, sin duda te gustará contar que has estado en todos estos sitios. Si tienes tiempo puedes pasar a os grandes almacenes GUM, que aunque todo es bastante caro puedes pasear por su interior sin coste y disfrutarás del paseo, totalmente recomendado.

Mi viaje a Rusia no dio para  mucho más, ya que quedé tan maravillada con Moscú que me quedé allí para poder ver todo lo que esa ciudad nos ofrece, sin duda l mejor viaje d mi vida.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.